Tu Calidad de Vida (Diego Gallardo)

Salud, Bienestar y Calidad de Vida


2 comentarios

El sentimiento mas noble

Hoy quiero expresar lo que siento acerca del sentimiento mas noble que existe, bajo mi punto de vista y por otra parte sobre el sentimiento mas dañino que nos puede afectar, del cual hablaré en otro artículo.

Para mi, no hay dudas, el sentimiento mas noble es el PERDÓN, y por otro lado el sentimiento mas dañino es el ORGULLO (próximamente en otro artículo).

EL PERDÓN

Así es, creo que el sentimiento mas noble que puede existir es el perdón. Después de cualquier daño que nos hayan causado, el no iniciar el proceso del perdón, es alargar el daño que nos han generado, hasta el infinito y permitir que germine en nuestro interior la semilla del rencor, la ira y el odio.

Los que ya me conocéis, sabréis que no abordo el concepto perdón desde el punto de vista religioso, ya que entiendo que es un tema personal de cada persona y no soy quien para valorarlo (respeto toda creencia) abordo el tema del perdón desde mi punto de vista propio, desde mi ética personal.

El perdón nos purifica, nos libera, nos ayuda a seguir adelante y a metabolizar el daño sufrido. No podemos vivir con odio o deseos de venganza en nuestro interior, sentimientos que nos amargarán la vida y nos insensibilizarán en un futuro ante cualquier señal de arrepentimiento de la persona causante del daño.

Es evidente que a veces nos pueden infligir un daño tremendamente doloroso que sea prácticamente imposible de perdonar (casos de extrema dureza, que no necesitan ejemplos), en esos casos se nos hará muy difícil perdonar…

En la mayoría de los casos, aun no siendo tan doloroso el daño, somos reacios a perdonar.

Para mi existen dos tipos básicos de daño; el daño causado sin la única intención de causarnos dolor y por otro lado el daño con intención, premeditación y alevosía.

Empecemos por el daño “sin intención”. A veces nos podemos sentir dolidos por alguien que ha cometido o ha omitido una acción que nos deja en una situación de pesar y dolor. Debemos ir mas allá, buscando los motivos y la situación previa al momento de habernos dañado, es conveniente intentar entender porqué ha pasado lo ocurrido y si podíamos haberlo evitado, o si podíamos haber intentado aminorar el daño. Es importante utilizar la empatía para ponernos en el lugar del causante, y entender cual fué el desencadenante.

El otro caso es el daño CON intención. Existen personas que por diversos motivos nos van a causar daño con la intención de hacernos pasar situaciones desagradables o dolorosas. En este caso es mas necesario deshacernos de todo sentimiento negativo y “desactivar” el daño con el perdón. No debemos nunca dejar que sentimientos negativos nos compliquen la existencia. En estos casos si no perdonamos y seguimos nuestro camino, nos convertimos en “cómplices” del causante, al seguir haciéndonos nosotros mismos daño con sentimientos negativos.

Hace unos años, una persona a la que admiraba mucho me dijo: “Diego, cuando a mi alrededor ocurre algo desagradable, algo que no me gusta, algo doloroso que me hace daño, lo primero que pienso es que YO también soy parte responsable de lo ocurrido. Es la única manera de intentar ver si yo he fallado en algo o podría haberlo evitado, de rectificar y evitar así que me vuelva a ocurrir”.

Esa afirmación, que es totalmente opinable y discutible (cómo todas), me hace llegar a las conclusiones que mas arriba he expresado.

Necesitamos perdonar, para conseguir nuestro equilibrio y nuestra madurez emocional.

Necesitamos perdonar, no hay nada mas noble que allanarle el camino del arrepentimiento al causante del daño, no hay nada mas noble que el perdón sincero, no hay nada mas enriquecedor que el perdón, que hace que podamos continuar nuestro largo camino hacia la inteligencia emocional sin conservar ninguna piedrecilla en los zapatos que nos dificulten el trayecto.

No existe la felicidad, si tiene que convivir con la ira, el odio y los deseos de venganza.

Próximamente dedicaré un articulo al ORGULLO y sus consecuencias lesivas para nosotros.

Diego Gallardo

Tu Calidad de Vida

Anuncios


Deja un comentario

Montar un Belen de Navidad en tiempos de crisis

Amigos, se acerca la navidad, debido a la crisis, he pensado hacer algunos cambios en el diseño del Portal de Belén. Ahí te hago un detallado proyecto del nuevo Portal de Belen, pulsa sobre el enlace o la imagen para verlo.

Como montar un belen en epoca de crisis


2 comentarios

No voy a darlo por hecho

No voy a darlo por hecho, no voy a darlo por sabido. He comprobado que no debo de dar por hecho que los demás ya saben lo que siento por ellos. He madurado, y he llegado a la conclusión que los sentimientos son cómo pájaros que deben de volar libres, que debemos abrirles la puerta de nuestro corazón para que alcen su vuelo y se conviertan en palabras bellas.

¿De qué sirve amar, admirar, idolatrar o tener afecto y cariño si no se expresa de forma clara?

Así que a partir de ahora, mis palabras fluirán, cual caricias, para expresar lo que llevo dentro.

No voy a privarte de mis sentimientos. No voy a arrepentirme de no haberte dicho lo que siento. Yo necesito decirlo, y tu necesitas oírlo.

La rutina y el tiempo juegan en nuestra contra, pero los convertiré en aliados para abrazarte con mis palabras, cómo la música envuelve a los bailarines, cómo la brisa mece las hojas, cómo las olas acarician los corales.

No voy a darlo por hecho, no voy a darlo por sabido.

Ya está bien, ya es suficiente, la vida es demasiado corta, cómo para ahorrarme mostrarme cómo me siento, así que no voy a regatear, no voy a escatimar en palabras.

A partir de ahora no voy a filtrar mis sentimientos, no voy a tamizar mis afectos.

A partir de hoy trabajaré por expresar en palabras lo que me dicte el corazón.


Deja un comentario

Tocar el cielo, tocar tu techo

Cuando era pequeño, miraba al techo y me decía, “cuando sea mayor llegaré a tocarlo”. Han pasado los años y he comprobado que también el techo ha crecido y aún no puedo tocarlo con los dedos. La vida es una continua búsqueda, una continua carrera hacia nuestro objetivo. El éxito no está en “tocar tu techo”, sino que está en la búsqueda de tus objetivos y en el esfuerzo para alcanzarlos.


3 comentarios

LA FELICIDAD COPULATIVA

Antes de que este título te lleve a algún lugar que nada tenga que ver con lo que quiero expresar en este artículo, voy a tratar de explicarlo…

Seguro que recuerdas cuando en el colegio, en clase de lengua, nos enseñaban los tipos de verbos que existen, en esas clases aprendimos que existen tres verbos a los que se les llama “Verbos Copulativos” estos son: Ser, Estar y Parecer.
Pues bien; ¿Podemos decir que existe una Felicidad Copulativa?

Para mi la Felicidad Copulativa pasa por estos tres verbos, es decir, Ser Feliz, Estar Feliz y Parecer Feliz. Si bien son tres cosas muy distintas, el súmmum de la Felicidad es que se den estos tres estados a la vez; Ser, Estar y Parecer Feliz.

¿Qué es Ser Feliz?


Yo siempre he pensado que nadie ES feliz, ya que para mi la felicidad es transitoria, no crónica. Puede que esta afirmación no sea compartida por mucha gente pro-optimista-positivista, pero siempre he creido que SER feliz es el resultado de momentos de felicidad.
Incluso alguna vez cuando nos encontramos con alguna persona a la que calificaríamos de “tonto”, decimos: “Este es feliz”, dando por hecho que es un sinónimo de tonto o iluso.

 
Pero últimamente, tiendo a quitarme la razón en este sentido, y sí creo que se pueda SER feliz, al fin y al cabo, yo creo que es una “cuestión de expectativas”, cuanto mas esperas, cuanta mas altas son tus expectativas, mas difícil es conseguir SER feliz. Así pues para SER feliz, creo que es conveniente no exigirle mucho a la vida y valorar lo que tienes y lo que consigues.

 
La felicidad es el preámbulo, es la antesala del logro… veamos, si tienes un perro y empiezas a prepararle la comida, el animal salta, brinca y ladra de alegría, hasta que le pones la comida delante, entonces come tranquilo. Podríamos decir que ES feliz cuando se da cuenta que va a conseguir lo que desea, incluso es mas feliz en ese momento que en el momento de comer.

 
Siguiendo con el ejemplo del perro, yo entiendo que la felicidad se dispara cuando estamos tratando de alcanzar un logro, una necesidad, una carencia, pero que una vez alcanzada caemos en una actitud de “ansiedad calmada”, por llamarla de alguna manera.

 

Así, y para terminar con el símil perruno, somos felices cuando estamos a punto de alcanzar nuestro objetivo, así pues, es mejor ponerse metas cortas y accesibles, ser feliz al intentar alcanzarlas, y una vez conseguidas, ponernos una meta nueva, ¡ cuantas mas metas conseguidas, mas momentos de felicidad!. Si tenemos objetivos difíciles de conseguir en la vida, es decir, expectativas muy altas, es mas difícil alcanzarlo y por consiguiente seremos mas infelices.

 

¿Qué es Estar Feliz?


Estar feliz, para mi, es la acción, la consecuencia, de ser feliz. Es cómo nos manifestamos cuando somos felices. Debemos disfrutar cada momento de felicidad, y utilizarlo cómo elixir, recargarnos las pilas.

 

Un momento de felicidad no podemos desaprovecharlo, tenemos que optimizarlo. Cómo te decía al principio, creo que la felicidad está compuesta de momentos. Tenemos que saber reconocer esos momentos y disfrutarlos.

 

Esos momentos de felicidad, son los que nos ayudan a cultivar nuestra autoestima, y a veces el cerebro tiende a recordar episodios negativos, es una cuestión de supervivencia ya que estamos programados para aprender de lo que nos duele, así que debemos de remarcar en nuestra mente esos momentos en los que sabemos que estamos felices.

 

Estar feliz, al fin y al cabo, es una consecuencia de ser feliz, no debemos tamizar esos sentimientos, debemos dejarlos brotar.

 

¿Qué es Parecer Feliz?

 

Hace poco me topé con un concepto nuevo para mi, la Alexitimia, esta es la definición: “La alexitimia se define como la incapacidad para expresar verbalmente las emociones debido a que la persona no es capaz de identificar lo que siente, entenderlo o describirlo”.
Esta incapacidad, la de no saber que es lo que sientes, y mucho menos expresarlo, está mas extendida de lo que parece. Es aquello de: “Si eres y estás feliz: DÍSELO A TU CARA”.

 

¿De que te sirve la felicidad, si no la compartes?, si nadie se entera que en ese momento te invade la felicidad.
En esos momentos tenemos que demostrarlo, sobre todo porque la felicidad es contagiosa. Además, ¿hay un motivo mayor de felicidad que hacer felices a los que tienes a tu lado?

 

Parecer feliz, no implica que seas un infeliz y que engañes a los que te rodean, haciéndote pasar por la “alegría de la huerta”, implica no dejarte llevar por momentos malos y expresar los buenos momentos.

 

Para terminar, volvemos al principio. El sentido de la vida es encontrar el equilibrio entre Ser, Estar y Parecer Feliz. Si encima, las tres actitudes son al mismo tiempo, es fantástico.

 
Diego Gallardo
Tu Calidad de Vida


5 comentarios

Te quiero hacer un regalo

Quiero hacerte un regalo, la Edición Reducida de “El Alquimista de las Emociones”, solo tienes que pinchar en el enlace de mas abajo y lo tendrás en un archivo PDF. Lo único que te pido a cambio, es que entres en la sección de comentarios y me escribas que lo has descargado, para saber la aceptación que tiene.

“Este es un regalo para que lo disfrutes y lo compartas con las personas que quieras. Eres libre de imprimirlo, fotocopiarlo o enviárselo s quién quieras regalárselo.”

Mi idea es hacer un pequeño esbozo de lo que será el libro: “El Alquimista de las Emociones”, que cómo sabrás es un proyecto en el que estoy trabajando desde hace algún tiempo.

En esta “edición reducida” trato algunos temas por separado de una manera somera y liviana, con la idea de plantear unos conceptos que “atacaré” con mas profundidad en el libro, acompañándolos de algunos ejemplos prácticos o algún pequeño relato o cuento que me ayude a ilustrar el texto.

Espero que te guste y lo compartas.

Descargate GRATIS “El Alquimista de las Emociones – Edicion Reducida”